«He tenido que salir de Cuba porque mi vida estaba en peligro»

Juan Antonio Bermúdez Toranzo es el segundo disidente cubano que llega a Cantabria.

Cinco meses después de la llegada a Cantabria del primer disidente cubano, Héctor Raúl Valle, ayer lo hizo el segundo. Se trata de Juan Antonio Bermúdez Toranzo, vicepresidente nacional de la Fundación Cubana de Derechos Humanos, que cumplía una condena de tres años y dos meses por «desobediencia civil». Acompañado de varios familiares, entre ellos, su hija, residirá en el Centro de Acogida de Cruz Roja, de Torrelavega.

Bermúdez llegó a España el pasado 15 de marzo. Junto a parte de su familia -su hijo se quedó en Cuba con su esposa, de la que está separado-, se hospedó en un hostal de Madrid en el que alojan a los disidentes cubanos excarcelados por el régimen castrista y exiliados en España. Una estancia que tardará mucho tiempo en olvidar. «Ha sido horrible», confesó ayer nada más bajarse del autobús, al filo de las cuatro de la tarde. «El Gobierno de los hermanos Castro nos ha desterrado, pero aquí también estamos presos con el mal trato que hemos recibido», aseguró en referencia a sus días en ese hostal madrileño. «Las condiciones de la habitación eran pésimas, la alimentación muy mala y no tenemos ayudas de ningún tipo».
El disidente cubano habla claro: «No espero nada de España». Y culpa al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, de esta situación. «La postura que ha tomado respecto a la dictadura de Fidel Castro es de complicidad, brindando un apoyo incondicional a un tirano como Fidel», dijo. Incluso habló de «complot» entre ambos gobiernos. «Fidel Castro está sacando del país delincuentes comunes para infiltrarlos como espías».
Natural de Banes (Holguín), este disidente confiesa que nunca quiso salir de su país, pero que se ha visto obligado porque su vida corría peligro. «El Gobierno ha intentado en una ocasión matarme. Yo sabía que ahora mi vida estaba en peligro. O me intentaba asesinar o me iban a sancionar con cadena perpetua», dijo.
TORRELAVEGA©LUIS PALOMEQUE
«El más peligroso del país»
Bermúdez Toranzo aseguró que fue encarcelado «porque me convertí en el hombre más peligroso del país para el Gobierno de Castro». El disidente relató alguna de las «actividades» que le costaron su ingreso en prisión. Por ejemplo, reunir a cincuenta personas para pedir la liberación de un compañero preso a las puertas de una comisaría de policía. «Aparecía con cincuenta personas más, enseñaba sus documentos de identidad y les decía que aquí tenían a otros 50 presos más. Lo hice en siete ocasiones», afirmó.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s